Contacta sin compromiso
☎️ 684 465 991

Juicio delito contra la Salud Pública: ¿cuánto cuesta un abogado? – 2024

¿Te enfrentas a un juicio por delito contra la salud pública? Elegir el abogado correcto no solo puede cambiar el resultado de tu caso, sino también cuánto terminarás pagando por tu defensa.

En este artículo, desentrañamos todo lo que necesitas saber sobre los costes de un abogado para estos casos en.

Además, también tendrás la oportunidad de contactar sin compromiso con abogados especializados en tu ciudad, quienes te informarán sobre los costes y te ofrecerán la mejor representación legal para tu caso.

👉¿Buscas asesoramiento legal? 👈 Completa el formulario y consulta a un abogado sin compromiso

Precio de un abogado para un juicio rápido por delito contra la Salud Pública

Un juicio rápido es un procedimiento penal diseñado para casos que requieren una resolución rápida, garantizando la eficiencia y justicia del proceso.

Aunque los delitos contra la salud pública pueden no siempre calificar para un juicio rápido, entender los costes asociados con este tipo de procedimientos puede ofrecer una base para comparar.

Los precios para un juicio rápido pueden oscilar entre:

  • Precio mínimo: 600€
  • Precio medio: 900€
  • Precio máximo: 1.500€

Estos precios pueden servir como referencia para entender los honorarios de un abogado en casos más complejos relacionados con la salud pública, los cuales podrían requerir una inversión mayor debido a la complejidad y la duración extendida del procedimiento.

Factores que influyen en el precio

Al abordar el coste de un abogado para un juicio por delitos contra la salud pública, es crucial entender que varios factores pueden influir en el precio final. Estos incluyen:

  • Complejidad del caso: los delitos contra la salud pública pueden variar desde la posesión y distribución de sustancias prohibidas hasta casos de contaminación ambiental de gran escala. La complejidad y los detalles del caso determinarán en gran medida el trabajo requerido por parte del abogado y, por ende, el coste.
  • Experiencia del abogado: la experiencia y la especialización del abogado en delitos contra la salud pública juegan un papel fundamental. Un abogado con un historial comprobado de éxito en estos casos puede cobrar más, pero también puede ofrecer una mejor oportunidad de éxito.
  • Ciudad o región: la ubicación es otro factor determinante. En ciudades grandes y capitales donde el coste de vida es más alto, los honorarios legales tienden a ser mayores en comparación con áreas menos pobladas.

¿Conviene más optar por un abogado particular en lugar de uno de oficio?

La elección entre un abogado particular y uno de oficio depende de varios factores, incluyendo la complejidad del caso y las circunstancias personales del acusado.

Si bien los abogados de oficio ofrecen una representación legal necesaria y competente, optar por un abogado particular puede brindar ciertas ventajas:

  • Atención personalizada: un abogado particular puede dedicar más tiempo y recursos a tu caso.
  • Experiencia específica: es posible seleccionar un abogado con experiencia específica en delitos contra la salud pública.
  • Comunicación: la relación cliente-abogado suele ser más directa y personalizada.

¿Qué se considera delito contra la salud pública?

Los delitos contra la salud pública son aquellos actos que, por su naturaleza, ponen en riesgo o perjudican la salud de la población, entre ellos:

  • Tráfico de drogas: la fabricación, tráfico y posesión ilegal de sustancias estupefacientes o psicotrópicas en cantidades destinadas al tráfico constituyen uno de los delitos más comunes contra la salud pública. 
  • Falsificación de medicamentos y productos sanitarios: la fabricación o distribución de medicamentos sin autorización o que no cumplen con los estándares de seguridad, así como la alteración de productos sanitarios con el fin de engañar sobre su calidad, eficacia o necesidad, son considerados delitos graves contra la salud pública.
  • Contaminación y delitos ambientales: la contaminación del aire, agua o suelo que pueda poner en riesgo la salud de las personas también puede ser considerada un delito contra la salud pública. Esto incluye la gestión inadecuada de residuos peligrosos y otras prácticas que perjudican el medio ambiente y, por ende, la salud de la comunidad.
  • Adulteración de alimentos y bebidas: la manipulación o adulteración de alimentos y bebidas destinados al consumo público, de manera que puedan causar daño a la salud, está penalmente sancionada. Esto incluye la adición de sustancias nocivas o la venta de productos en condiciones insalubres.
  • Propagación de enfermedades: el acto de propagar deliberadamente una enfermedad contagiosa puede ser considerado un delito contra la salud pública, especialmente si se hace con conocimiento de la peligrosidad y la posibilidad de contagio a otras personas.
  • Infracciones relacionadas con la seguridad de productos: la fabricación o venta de productos que no cumplen con las normativas de seguridad y que podrían poner en riesgo la salud o la seguridad de los consumidores también se encuadra dentro de los delitos contra la salud pública.

¿Cómo encontrar un abogado para juicio rápido por delito contra la salud pública?

Para consultar a un abogado especializado en este tipo de casos, te invitamos a rellenar el formulario disponible en esta misma página en la que te encuentras ahora.

Tu solicitud se enviará a Melendos, una plataforma legal líder en España y de total confianza, la cual permite conectar a personas como tú con abogados expertos.

Todo ello con la comodidad de gestionarlo desde tu hogar y la seguridad de estar en contacto con abogados de primer nivel.

¿Necesitas un abogado para un juicio rápido?

Publicado:

en